El camelo de la Renta Social Municipal

Renta Social Municipal, patrocinada por…

 

Un compañero de Stop Desahucios nos pasa su análisis personal de la Renta Social Municipal que demuestra lo que ya sabíamos: QUE ES UNA PUTA MIERDA.

Se nota que la concejala de las SS del Concello, Silvia Cameán, en lugar de pedir asesoramiento a los compañeros de Baladre que tanto han trabajado por difundir la Renta Básica, se asesoró con las Cáritas Diocesanas y con lo más retrógado de la vieja política. A parte de cerrarle la puerta a miles de familia que lo precisan por trámites absurdos, caen en la humillación, la denigración y la culpabilización del excluido social. Una vez más, la víctima se convierte en culpable. ¿Nueva política? ¡Misma mierda!

Os dejo con el análisis:

Cuando Marea Atlántica presentó la propuesta del presupuesto para el año 2017 nos llevamos una desagradable sorpresa: la Renta Social Municipal, propuesta estrella de la campaña electoral del año 2015 y principal arma municipal con la que combatir la exclusión social y la pobreza, sólo contaba con 2 millones de euros en lugar de los 3 prometidos. Al preguntar a Silvia, concejala de Servizos Sociais e Coidados y a Carmén (asesora de dicha área) nos respondieron que con los cálculos que hicieron a raíz de las solicitudes presentadas este año estiman que con 2 millones van a ser suficientes, pero que si finalmente hiciesen falta los 3 millones, harían un modificativo de crédito para ampliar la prestación.

Nuestra sorpresa fue considerable, ¿cómo es posible que sobre el dinero presupuestado inicialmente para combatir la exclusión social con todos los dramas que en Stop Desahucios observamos semana tras semana?

Pocos días después, al recibir nuevos afectados, observamos la triste realidad. La Renta Social Municipal tiene una letra pequeña que muchos no habíamos observado, donde destacan las siguientes cláusulas:

1)ya todo el mundo sabía que quien cobrase otra ayuda (RISGA, RAI, AIS, etc.) no podía cobrar esta RSM, pero ojo, entre la documentación necesaria para solicitar la RSM está la “copia de la denegación de la RISGA o prestación similar”.

Algún ignorante como yo podría pensar que es normal, si tienes derecho a la RISGA no te corresponde la RSM. Correcto, pero hay un problema. Si tú pierdes tu empleo hoy y te quedas sin ingresos, tienes que pedir primero la RISGA que puede tardar 6, 8 ó 9 meses en ser tramitada, posteriormente, si te la rechazan, puedes pedir la RSM (la coruñesa que batió el record Guiness de velocidad consiguió que se la tramitasen en 2 meses, otros tardan bastante más) y si te la conceden y todavía no has muerto de hambre, puedes disfrutar de la prestación. Como se puede ver, te puedes pasar cerca de 1 años sin ningún ingreso antes de empezar a cobrar la RSM.

2) Si tienes algún crédito, ayuda o subvención pendiente de cobro deberás intentar el cobro de los mismos. Como la justicia es muy rápida a saber cuánto tiempo tardan en darte una respuesta. Mientras esperas, ¿puedes cobrar la prestación?

3) Que no haya personas que estén legalmente obligadas y con posibilidad real de prestarles alimentos de acuerdo con la legislación civil.

4) Copia del préstamo hipotecario o contrato de alquiler de vivienda: si compartes una habitación y el contrato no está a tu nombre, olvídate. Si no puedes pagar el alquiler o la hipoteca y ya te han echado del inmueble, más de lo mismo. El contrato de alquiler no puede ser de duración inferior a 6 meses??

5) El reconocimiento de la prestación está vinculado al establecimiento de un itinerario de inclusión activa: esto parece genial, ¡encima de darme la prestación me ayudan a encontrar trabajo! Pero hay un problema, este itinerario es obligatorio, por lo que volvemos a caer en la patética culpabilización del excluido. Dan por supuesto que si no tenemos recursos es porque no nos esforzamos lo suficiente, por lo que hay que forzarnos a seguir la línea que nos marca el asistente social para nuestra formación y búsqueda de empleo. Esto es directamente un atentado contra la filosofía de la Renta Básica, medida tan popular entre los movimientos sociales y que en teoría guía a esta prestación.

Ojo, porque este itinerario puede incluir cualquier actuación que se considere necesaria para la inclusión social y laboral del solicitante y de los demás integrantes de la unidad de convivencia. Más amplio no puede ser, paso de hacer un chiste malo que el tema es serio.

6) La prestación no puede superar el ejercicio económico, es decir, al llegar el 31 de diciembre  si todavía te queda algún mes por cobrar de la prestación el órgano municipal tiene que autorizar expresamente a que te la abonen, para lo que es necesario que todavía quede crédito en el presupuesto de dicho año  y que un trabajador social acredite que no hubo ninguna modificación en tus circunstancias personales que te impidan seguir cobrando la misma. Es decir, al acabar el año es muy factible que tengas problemas para seguir cobrando porque no se realiza de forma automática.

7) El plazo de concesión de la ayuda es de 6 meses prorrogables hasta un máximo de 18. Pasados estos 18 meses puedes solicitar una nueva ayuda pero mientras te la tramitan no cobras un duro.

8) El plazo para resolver tu solicitud es de 2 meses, si en ese tiempo no te han contestado se entiende desestimada, es decir, si la administración es una incompetente y no lo tramita en el tiempo fijado, peor para ti, te quedas sin ella.

9) Cuando se inicie un procedimiento de revisión de la ayuda el Concello se reserva el derecho a acordar la suspensión cautelar de la misma, durante un periodo que puede llegar a los 2 meses, hasta que se resuelva el procedimiento. Vamos, una especie de presunción de culpabilidad.

10) Cualquier ingreso o prestación de la unidad de convivencia se descuenta de la renta que se cobra. Esto demuestra la brutal ignorancia de quien hizo esta reglamentación. Si te ofrecen un trabajo de 1 semana no lo vas a coger porque te descuentan todo lo que ganas. Alguien debería de explicarle a la concejala Silvia que hay una cosa que se llama impuesto negativo, que no desincentiva la búsqueda de empleo y que puede suponer a la vez un mayor ingreso para la unidad de convivencia y un menor coste para las arcas municipales.

11) Entre las obligaciones del beneficiario se incluyen:

a) el trabajador social establece para toda la unidad familiar (no sólo para el beneficiario) un plan activo para mejorar la posibilidad de conseguir empleo, acceso a la vivienda? o administración financiera??? Lo del trabajo es normal porque nos consideran unos vagos, lo del acceso a la vivienda ya sabemos que cobrando el IPREM si no conseguimos que un particular nos arriende una vivienda es porque no seguimos bien ese “plan activo” y lo de administración financiera ya no se ni que quiere decir pero suena a coña. Antes de concederte la ayuda te piden los extractos de tus cuentas bancarias, si no tengo un duro ¿qué clase de administración financiera se supone que tenemos que hacer?

b) Administrar de forma responsable la prestación: ya se sabe que a los pobres hay que vigilarlos bien que si no se gastan todo el dinero en vinos, este paternalismo da un poco de náuseas.

c) No practicar la mendicidad: los mendigos dan mala imagen a la ciudad, además, con el dineral que te dan no querrás todavía más.

d) Estar disponible para el empleo: ojo, no especifican lo de estar disponible para un empleo acorde a tu titulación o experiencia profesional, por lo que entiendo que se refiere a cualquier tipo de empleo. Menos mal que no estamos en Holanda donde la prostitución está legalizada…

Posteriormente añade que el estar disponible para el empleo incluye: que  tienes que permanecer inscrito ininterrumpidamente en el paro (como te olvides de renovarlo…), no rechazar un empleo adecuado (a saber lo  que significa adecuado) y  no darse de baja voluntaria (ni siquiera temporalmente) del empleo.

e) Escolarizar a los menores de edad de la unidad de convivencia que estén en edad de escolarización obligatoria. Eso de educar sin escolarizar no les debe de sonar.

f) Te exigen un papeleo que no tiene nada que envidiar a las ayudas que conceden los repelentes del PPSOE. Como te toque un trabajador social tocapelotas la cagaste porque hay una cláusula que le concede el derecho a pedirte cualquier otra documentación que se considere necesaria.

Llama la atención que tienes que darles la autorización para que consulten los datos que consten en los ficheros de cualquier Administración pública de todas las personas que integran la unidad de convivencia, pero eso no te exime de presentar documentos que pueden obtener ellos mismos.

Deixa un comentario